La cuarta jornada del Alumni Week tuvo como eje el futuro del trabajo y los cambios que dejó la pandemia

En la cuarta edición del IAE Week 2020 “Fabricando Sueños”, el foco de análisis fue el futuro del trabajo y los cambios que aceleró la pandemia y que no volverán atrás. Los Alumni invitados para desarrollar este tema fueron Carolina Florez, VP for «Women in Tech” en Oracle, Ramiro Blazquez, country manager en Chile y Brasil de Von der Heide, y Tomás O’Farrell, socio fundador de Workana.

El profesor Carmelo Paviera moderó el panel e inició la presentación mencionando los 40 millones de estadounidenses que llenaron el formulario para tener el beneficio de desempleo. “La cuestión del trabajo es calamitosa y urgente”, señaló.

El profesor Carmelo Paviera fue el moderador del encuentro

Carolina Florez indicó que “la pandemia nos interpeló sin pedir permiso y empezamos a desarrollar habilidades digitales de forma exponencial”. Y citó algunas cifras: “En lo que es el trabajo remoto, en Estados Unidos, había 30% de trabajadores remotos y de la noche a la mañana, aumentó a 48%. En la Argentina, según el Cippec, teníamos una base de 8%, y ahora estamos entre el 27 y 29%. Así desarrollamos las habilidades”, comentó.

“Esta crisis nos dejó desacomodados, pero las organización que estaban aprovechando las tecnologías disponibles estaban mejor preparados. La buena noticia de esta pandemia, que es horrible, espantosa y no deseada, es que aceleró la digitalización de las organizaciones. No es el trabajo remoto normal, porque tenemos a los nenes en casa, estudiando y todos estamos compartiendo espacios. Pero nos dejó una parte social, nos vimos todos como personas, vimos que todos teníamos problemas. En esos aspectos sociales nos enriqueció”, indicó.

Desde Chile, donde vive hace seis años, Ramiro Blazquez coincidió en que la pandemia “acelera grandes cambios transformacionales, en la manera en la que nos relacionamos y en cómo nos coordinamos como equipos que formamos parte de una organización”.


Ramiro Blazquez, country manager en Chile y Brasil de Von der Heide

“Desde que estoy en Chile vengo escuchando que van a sacar una ley para legislar las condiciones del home office. Este era un proyecto de ley que estaba dormido en el cajón hace años y en dos meses se legisló. Pero salió una ley demasiado estricta, que no refleja la flexibilidad que necesitamos en el presente”, contó.

“Las realidades relevantes se pueden adquirir si tenemos una cultura que promueva la agilidad. Si tenemos un liderazgo antiguo, va a ser difícil y costará esa transición”, advirtió.

Además coincidió en que la pandemia humanizó aún más a las personas. “Le conocemos la cara a los hijos de nuestros colaboradores, somos capaces de entender que existe un abanico más amplio de realidades, podemos ver una amplitud más grande de distintas maneras de vivir y distintos desafíos sobre cómo encaramos este home office. Tal vez se pierde algo de la dimensión social, de sentarte espontáneamente con alguien del trabajo a tener una conversación. Ahora tenemos la agenda muy estructurada, llena de videoconferencias y poco espacio para relacionarme con alguien del equipo. Está todo más robotizado y es menos espontáneo. Pero aunque estemos encerrados, podemos seguir construyendo vínculos”, dijo.


Carolina Florez, VP for «Women in Tech” en Oracle

Tomás O’ Farrell, por su parte, se conectó desde Malasia, y habló de “este experimento inesperado que cambió al mundo de la noche a la mañana”. “Sin preparación, sin entrenamiento y de la peor manera, con los chicos sin ir al colegio y sin conciliar algún límite entre el tiempo personal y el laboral, a pesar de haberlo hecho de esa manera, los resultados fueron positivos. Esto es sorprendente. Muchas empresas que tenían un prejuicio ante el trabajo remoto, ya no lo tienen más. El experimento dio positivo del lado de las empresas y de los trabajadores”, indicó.


Tomás O’Farrell, socio fundador de Workana

Luego señaló que no “solo se perdió la dimensión social del trabajo, sino que todas las reuniones con familias y salidas con amigos”. “Hubo un quiebre y un corte muy rápido, pero pensando en cómo esto seguirá de una forma más permanente y normal, mucha de esas cosas que no están, sí van a volver”, proyectó.

El fundador de Workana, una plataforma que ofrece un mercado de trabajo para los freelancers, indicó que sí ven un cambio muy grande en el trabajo remoto. “Lo vemos del lado del cliente, que viene a buscar trabajadores remotos, y de las nuevas personas que quieren convertirse en freelancer. Por ejemplo, las empresas que no tenían desarrollado su canal online, y ahora se encontraron que lo tenían que fortalecer, vieron que no tienen el expertise dentro de su organización para hacerlo y nos piden que los ayude”, dijo.

“Lo mismos ocurre con los que antes tenían un prejuicio con el trabajo remoto, después de haberlo probado, dicen por qué tengo que seguir peleando en buscar desarrolladores cerca de mi lugar de trabajo, si puedo ampliar el abanico de búsqueda. Hoy ya lo probaron a la fuerza y vieron las ventajas que pueden tener. De lado de la oferta, la cantidad de freelancers que vienen mes a mes a buscar trabajo se duplicó”, contó.

Aprender todos los días

A nivel laboral, Carolina contó que en Oracle “no cambió demasiado nuestra normalidad”. “No cambió ni los perfiles que estamos buscando. Sí vemos que todas las otras empresas se encuentran con la necesidad de contar con perfiles más tecnológicos”, dijo.

“Yo soy una optimista del futuro, porque si lo pensamos, pese a que tenemos muchas críticas sobre el presente, en la historia de la humanidad siempre fue mejor el futuro que el pasado. La humanidad ha superado momentos dificilísimos. Hay que pensar en positivo, cómo le encontramos la vuelta y pensemos cómo queremos diseñar el futuro”, comentó.

Y habló sobre el “pensamiento exponencial”. “Te hace pensar diferente, pensar fuera de la caja. Hay muchas organizaciones que ya lo están haciendo. En general, el ser humano aprende más en los momentos difíciles, que cuando está en la zona de confort. Todos tenemos algo que aprender todos los días en este tiempo de pandemia para ser mejores, para buscar la mejor versión de nosotros mismos. Así el futuro será mejor que el pasado y mucho mejor de lo que estamos viviendo”, cerró.

Ramiro, por su parte, habló sobre las preocupaciones que surgieron por la productividad. “Sería muy injusto juzgar la productividad de este home office, porque hay muchas personas que, por ejemplo, pueden ser madres solteras con hijos en edad escolar y no tengan tres computadoras en sus casas, les cuesta estar conectadas. Hay aspectos que pueden estar jugando en contra de la productividad. Hay que establecer una estrategia inteligente para emprender el retorno a la normalidad”, indicó.

Luego dijo que no se percibe una tendencia específica en la búsqueda de talentos adjudicable al Covid. “Sí se aceleró una tendencia a demandar más roles digitales, que está relacionado con la violenta transformación que han vivido algunas compañías, que tal vez tuvieron que abrir una tienda e-commerce. En el resto de las posiciones que no están relacionadas con el mundo tecnológico vemos que hay un parate muy grande, pero no creemos que vaya a continuar en el tiempo”, comentó.

Finalmente, Lucas citó un tweet que decía que “durante décadas no hay ningún progreso, y en semanas hay décadas de progresos”. “El trabajo cambió y no vamos a volver a lo que era antes. La noción del trabajo remoto llegó para quedarse; dejó de ser la promesa del futuro para ser la realidad del presente. El desafío es qué tan rápido las empresas lo empiezan a aprovechar y de qué forma vamos a entrar a un trabajo remoto más organizado”, indicó.

Para cerrar, se sumó a la teleconferencia la instagramer Belén Lucius. “Decidí hacerme tecnológica sin saberlo, pero extraño trabajar en un oficina. Ahora no tenemos horarios, no hay un corte, terminas hablando de trabajo en la cena, en el baño y en la cama. Nos volvemos workaholic, porque la casa no tiene los acondicionamientos que tiene una oficina”, dijo.


La instagramer Belén Lucius

“Soy un gran emprendimiento, que se basa en una sola persona. Tengo algunas personas que me editan, pero en general soy mi única empresa, no corto ni en vacaciones, porque hay que generar contenido digital 24 x 7”, agregó.

Finalmente dijo que cuando trabajaba en una organización, veía que “la empresa, con su estructura y divisiones, se asociaba mucho al capitalismo”. “En las empresas, si crece uno, significa el decrecimiento del otro. La igualdad no la pueden ver. En cambio, la comunidad de las redes es socialista, porque si crece tu amigo, vos también creces. El que aprende una técnica nueva se la traslada al otro para que la aprenda y para que el volumen de la comunidad sea aún más grande. Si se traslada la era digital a las empresas, sería fantástico”, concluyó.

incest porn, real incest, incest videos, incest sex porn,porn movies,free porn,free porn movies,sex,porno,free sex,tube porn,tube,videos,full porn,xxx,pussy World's Best XXX Porn Platform
Free Porn, hd sex

Porn Watch, Hd Porn,Free Porn,Free Sex Videos

Free Porn

hd sex

watch the best quality sex site.