En la segunda jornada de la Alumni Week 2020 participaron María Victoria Zingoni, Executive Managing Director Commercial Businesses and Chemicals de Repsol, y  Fabián Gil, ex-Presidente de Dow para LATAM

Bajo el lema “El futuro menos pensado”, así comenzó el segundo capítulo de la Alumni Week 2020 “Fabricando Sueños”, que contó con la presencia de María Victoria Zingoni, Executive Managing Director Commercial Businesses and Chemicals de Repsol, y de Fabián Gil, ex-Presidente de Dow para LATAM y actual emprendedor, quienes estuvieron moderados por el profesor Fernando Fragueiro.

“Nos han pedido que hablemos de los nuevos paradigmas”, comenzó su introducción Fernando, quien dijo que en este momento no hay un modelo a seguir. “Desde marzo, en Sudamérica, estamos explorando la oscuridad. Esa es la sensación de la realidad en la que estamos todos. En lo personal, este tsunami me encontró trabajando en cuáles eran los desafíos del liderazgo empresarial para 2030. Hoy, la visión tiene que ser experimental, en modo beta. Debemos ser capaces de convertir a la inteligencia artificial en nuestro asistente inteligente, como dice Paul Krugman”, señaló

Desde España, donde se fundó la petrolera Repsol, María Victoria Zingoni contó que ellos están dentro de los privilegiados, al indicar que comenzaron a ver la luz al final del túnel. “Fue un túnel muy largo y muchas personas perdieron a sus seres queridos. Por suerte, estoy en la parte del mundo que ya empieza a mirar hacia adelante, en una crisis que, tanto por su naturaleza como por su magnitud, no hemos vivido hasta ahora”, comentó.

Como ejemplo, señaló que el mes pasado se alegró que las ventas de las estaciones de servicio hayan caído “solo 15%” con relación a 2019. “Jamás pensé que me iba a dar felicidad eso, pero es que hemos tenido caídas de 85% y 90% sostenidas durante muchas semanas”, dijo.

“Hoy estamos en una crisis que nos afecta a todos los países y a todos los sectores. Los grandes desafíos que tenemos son cómo salimos sin dejar a nadie atrás, sin que la brecha se abra a nivel regional, sabiendo que todo el mundo tiene oportunidades”, indicó.

Además sostuvo que la gran diferencia con otros crisis es que la actual afectó más al sector de servicios que al de manufacturas. “Estamos viendo una crisis absolutamente sin precedentes. Saldremos de aquí con muchísimos temores. Otra cosa que noto es que las grandes empresas han tomado mayor cuota de mercado de todo. Los países necesitan de las grandes empresas, pero también del entramado de pymes que son las que mueven la economía. Aquí tenemos los grandes desafíos”, advirtió.

Fabián Gil, por su parte, se conectó desde Brasil, donde vive hace 10 años y trabaja en el negocio de los autos compartidos, luego de su paso por Dow. “Para mí es más fuerte que una crisis, es un test para la humanidad, sobre todo más que las guerras que pasaron. Nadie sabe qué va a pasar, hay mucha opinión y muchas ideas, pero nadie puede aplicar un modelo o una experiencia anterior”, indicó.

Y agregó que si bien es una “experiencia humana increíble, es apasionante, pero triste, porque tiene un costo humano muy fuerte y nadie está a salvo, quizás por primera vez en la historia”. “Esta crisis es un test de valores: todos tenemos que mostrar de qué estamos hechos”, reflexionó.

Con relación a la principal economía de la región, Fabián contó que a la crisis sanitaria y económica, se sumó la política y el conflicto entre el gobierno federal y los estados. “Brasil venía con una esquema de reformas muy fuerte. Durante los últimos gobiernos se habían podido sacar a 50 millones de personas de la pobreza, quien subieron de clase social y mejoraron su calidad de vida. Eso vuelve a bajar ahora, esa es la parte más complicada”, advirtió, y agregó: “En Brasil, el 65% del PBI es servicio, hay mucha economía en la informalidad”.

Sobre los hábitos de consumo, indicó que en ese país, un 40% más de gente comenzó a comprar online y un 25% de las personas busca marcas nuevas y productos frescos. “Estos cambios que se dan en magnitudes del 50%, antes se daban del 2 o 3%. Si estas tendencias se consolidan, muchas cosas van a cambiar desde el punto de vista de las empresas”, proyectó.

Cómo será la transición

Luego, María Victoria describió cómo seguirá la demanda global de energía: “Seguirá siendo creciente, porque por un lado depende de la población, que aumenta, pero también depende del consumo energético, del bienestar y del desarrollo de las economías. Y necesitamos que esa energía se confiable, competitiva y sustentable”.

“Si el mundo emite 32.000 toneladas de CO2 por año: 15% de ese total se concentra en Estados Unidos, 28% en China y 10% en la Unión Europea. La concentración es muy grande en dos países. Cuando se mide per cápita, Estados Unidos consume el doble que China, 10 veces más que la India y el doble de un habitante de la Unión Europea. Además, solo el 24% de las emisiones se dan en transporte, hay más de un 40% que se dan en la generación electricidad y calefacción, 20% en la industria y 10% en los edificios, que también generan CO2 sumados todos los consumos. ¿Cómo hacemos que toda la cadena de valor de todas las economías en todos los sectores y regiones se vaya descarbonizando?”, se preguntó.

“El mundo entero estuvo tres meses confinado y las emisiones de CO2 bajaron entre 5 y 10% solamente, cuando el 95% de los aviones estuvo en el piso y hubo una movilidad restringida arriba del 80%. Esto quiere decir que la solución a la transición energética no es exclusivamente al transporte”, agregó.

Al respecto, Fabián contó, por su experiencia en la petroquímica Dow, que la región tiene una oportunidad para desarrollar la integración energética: “La Argentina tiene la segunda reserva de gas no convencional en el mundo, pero no tenemos tanta demanda para toda esa producción. Y mientras que ahí se paga US$2,5 el gas, en Brasil lo pagan entre 13 y 14 dólares. La visión de una integración regional es fundamental para el futuro que se viene y que está relacionada con la economía de la colaboración”.

“Pero para lograr la integración energética, hay que dejar muchas cosas de lado y aceptar lo que tiene el otro. De fondo, no tienen la voluntad de hacerlo, para poder integrar hay que tener la crisis de liderazgo. Seamos claro nosotros y hagamos un ejercicio de autoevaluación: ¿estoy preparado para lo que se viene? Si no paso por ese filtro, las cosas no van a funcionar. Si la respuesta es sí, lo más importante es tomar el compromiso personal y llevarlo a las empresas, a la sociedad y al gobierno. Es un test de valores: ¿estamos dispuesto a dejar parte del ego de lado para ver esto de forma colaborativa?”, concluyó.

Como modo de cierre, Fernando indicó: “Lo que aporta este tsunami es que la clave está en las personas. No hay que mirarlas como recursos, sino verlas como fuente de creación de valor. Y en la medida que sean parte de esto, todos vamos juntos creando ese valor para la sociedad”.

incest porn, real incest, incest videos, incest sex porn,porn movies,free porn,free porn movies,sex,porno,free sex,tube porn,tube,videos,full porn,xxx,pussy World's Best XXX Porn Platform
Free Porn, hd sex

Porn Watch, Hd Porn,Free Porn,Free Sex Videos

Free Porn

hd sex

watch the best quality sex site.